Joven acosada por bullying se suicida en España

La inmigrante ecuatoriana Mónica Jaramillo, de 16 años, se suicida en su residencia en Castilla-La Mancha, España, al parecer cansada del acoso escolar (bullying) de compañeros del plantel donde estudiaba. Para acabar con el problema intenta ahorcarse el 9 de noviembre, pero tras una agonía de cuatro días, muere. A su sepelio acude mucha gente del pueblo. Parientes de la joven se quejan de que sus compañeros la molestaban en el aula y en el expreso, no la dejaban usar los baños del Instituto Maestro Juan de Ávila de Ciudad Real, donde estudiaba. Cuentan que en el trayecto de 20 minutos al Instituto se burlaban de ella, la insultaban y hasta le pegaban.

Enterados de lo sucedido, los maestros aceptan que conocían del acoso a Jaramillo, porque ella lo había denunciado, pero que no lo tomaron en serio porque pensaban que no se trataba de algo grave.

Comentarios